martes, 16 de abril de 2013

Reseña Un Mago de Terramar

DATOS

Título: Un Mago de Terramar.
Título Original: A Wizard of Earthsea (1968).
Saga: Terramar (1/5).
Autor: Ursula K. Le Guin.
Editorial: Minotauro.
Precio: 8,50 €.
Género: Fantasía.
Núm. Páginas: 213.
Continuación: en Las Tumbas de Atuan.





SINOPSIS
En el archipiélago de Terramar hay dragones, magos y espectros, talismanes y poderes. Es un mundo gobernado por la magia y, ante todo, por las palabras, pues cada cosa posee su nombre verdadero, el designado durante la Creación, que otorga a los hechiceros el dominio sobre los elementos y los animales. Sus gentes, sencillas y tranquilas, tienen como único objetivo conseguir paz y sabiduría.

Su protagonista, el joven mago Ged, experimentará una aventura que los transformará profundamente, le hará crecer y liberarse de sus miedos y represiones para convertirse en un auténtico héroe que colabore en el restablecimiento del equilibrio cósmico.



RESEÑA
Hace tiempo que quería leer algo de Ursula K. Le Guin, y he empezado por una de sus obras más conocidas, la saga Terramar. Y la verdad, es que es interesante, y creo que seguiré leyéndola poco a poco.

Está narrado en tercera persona del pasado, mediante un narrador omnisciente. Centrándose en Ged, el protagonista.

El título Un Mago de Terramar es sencillo y claro, ya que nos cuenta la historia de Ged, un muchacho que estudia hechicería en el mundo de Terramar. En cuanto a las portadas no diré mucho, porque al ser un libro que tiene ya sus años, hay una gran variedad de ellas.

Ursula K. Le Guin ha creado un mundo totalmente creíble. Capaz de hacernos imaginar que este mundo existió alguna vez en otro tiempo o lugar. Un universo fantástico, pero a la vez da la sensación que lo puedes tener al alcance de la mano.
Estoy hablando de Terramar, -AQUÍ podéis ver el mapa- un mundo plagado de islas, terrenos yermos, frondosos, níveos... Todo esto es normal, pero podemos encontrar hechiceros, brujas, dragones, sombras, animales extraños, costumbres insólitas, dialectos propios, leyendas únicas... y sobre todo magia, mucha magia, en la que se da importancia al verdadero nombre.
Viajaremos por distintos lugares -por MUCHOS lugares-, como la Isla de Gont, la Isla de Roke, de Hosk, Osskil, el Confín de Levante, los Confines Remotos, y un larguísimo etc.
Sinceramente, con esto que he dicho, me quedo corta. Hay que leerlo para conocer los secretos de Terramar.

- ¿Para qué sirve, maestro?
- Para nada, que yo sepa.
Ged conservó un momento la cápsula de semillas en la mano, mientras reanudaban la marcha; luego la tiró.
- Cuando sepas reconocer la cuatrifolia en todas sus sazones, raíz, hoja y flor, por la vista y el olfato, y la semilla, podrás aprender el verdadero nombre de la planta, ya que entonces conocerás su esencia, que es más que su utilidad. ¿Para qué sirves tú, al fin y al cabo? ¿O yo? ¿Qué utilidad prestan la montaña de Gont y el Mar Abierto?
Caminaron otro kilómetro y Ogión dijo por último:
- Para oír, hay que callar.


Tengo que reconocer que me costó adentrarme en la historia. La autora abunda en detalles, hay largas descripciones y tiene un estilo bastante carácterístico, aproximándose a denso. Haciéndoseme en ocasiones un tanto lento por los constantes viajes.
Todo se cuenta como si fuera una leyenda existente de Terramar. Eso me ha encantado, y me gustaría ir descubriendo poco a poco más cosas de este lugar. Rebosa fantasía por todos lados, y eso es lo que andaba buscando.
La novela creo que tiene la clara intención de demostrarnos que en todo se necesita un equilibrio. Cualquier acto tiene su consecuencia y es lo que vemos durante toda la historia. Además de mostrar la lección que este equilibrio puede darnos. Y es aquí donde vemos una gran evolución del protagonista, de pasar a ser orgulloso y ambicioso de gloria -pero también ignorante-; acaba con una incertidumbre constante y un miedo a su propia sombra -nunca mejor dicho-.

La historia nos cuenta como Ged acaba asistiendo a Roke para ser educado en la hechicería, ya que en él se ha visto que será el mayor mago de toda Terramar. Desde niño ha sido un joven altivo y de ira fácil. Por esto, al realizar un poderoso hechizo, éste se vuelve contra él y acaba creando una sombra que lo perseguirá toda la vida hasta acabar con él y poseer su cuerpo. ¿Tendrá Ged que huir de ella toda su vida o conseguirá hacerle frente?

- Alguna maldición pesa sobre él -dijo Murre, siguiendo a Ged con una mirada temerosa.
- Yo creo que ese viaje está conduciéndolo a la muerte -dijo Milenrama-, deeso tiene miedo, y sin embargo sigue adelante.


Conocemos a muchos personajes, pero bastante por encima. Por lo que destacaría a unos pocos.
Viviremos esta aventura junto a Ged, desde niño hasta cumplir los 19 años. Pasa de ser vanidoso a humilde, debido a las consecuencias del gran hechizo que intentó llevar acabo. Al principio podemos ver a un joven que confía en su propio poder y no le importa ponerse a prueba, reservado con sus compañeros y arrogante; y veremos un gran cambio en él cuando se vuelve más sabio y prudente. No es un personaje que me haya entusiasmado, la verdad; tal vez conforme llegaba al final le he ido tomando cariño, pero durante la historia no he sentido mucha empatía con él.
Algarrobo es un personaje que se hace querer fácilmente. Muchacho inteligente, fuerte, pero sobre todo, buena persona, y eso es lo que lo hace especial. Siempre apoyará a Ged a pesar de no estar con él durante todo su viaje. También conoceremos a dos de sus hermanos, que aunque aparecen poquito, me han gustado: Murren y Milenrama.
Por último destacaría a Ogión, el primer maestro de Ged y quien le puso su nombre verdadero. Siempre apartado de la gente, callado y comprensivo. ¿Cuál será su verdadero nombre?

En resumen, Un Mago de Terramar es una historia interesante, llena de magia y situada en un mundo lleno de secretos por descubrir. Un ritmo constante pero lento, con un lenguaje cuidado y denso, lleno de detalles. Una novela con un protagonista que evoluciona y que nos habla del equilibrio y la importancia de saber las consecuencias de nuestros actos.

<<CAMBIÉ TODA LA LUZ DEL SOL, Y LAS CIUDADES Y LAS TIERRAS LEJANAS POR UN PUÑADO DE PODER, POR UNA SOMBRA, POR LA OSCURIDAD.>>



PERSONALMENTE



8 comentarios:

Dream on dijo...

Hace muchos años que había puesto un ojo en esta saga. Por lo que dices, no creo que tarde en leerlo, aunque me frena un poco el que sea algo denso.
Besos.

Woat dijo...

me gusta mucho tu blog, yo tb tengo un blog sigueme xfaa
http://oneworldtofollow.blogspot.com.es/

Jolan dijo...

Hola Eline.

Reseñas aquí uno de mis libros de fantasía favoritos y a una de mis autoras de cabecera. Reconozco que Le Guin puede hacerse un poco densa en determinados momentos (de hecho hay muchos lectores que no pueden con su estilo), pero yo encuentro su prosa pura poesía en términos de narrativa fantástica.

Te animo a seguir leyendo esta saga (y otros libros de la autora, tanto de fantasía como de ci-fi). Creo que Las Tumbas de Atuan te gustará bastante (y además hay una protagonista femenina...)

Por cierto, el nombre verdadero de Ogión no se revela hasta el 4º libro... :)

Saludos!

Chivitouille dijo...

Hace un tiempo leí esta saga y si me costó un poco agarrarle el gusto por la narrativa algo densa, al final me gusto, aunque sin duda En el otro viento resulta ser mi libro favorito :D

Saludos ^^)

Lorenzo dijo...

Adoro la fantasía pero odio los libros "densos" ¡Que dilema! Hum... no sé, puede que relea la reseña otra vez dentro de un tiempo para hacerme a la idea mejor xD
Se despide el elefante con una reverencia elegante, se despide y desenfunda al viento una sonrisa radiante :D

Dimitri dijo...

No he leído los libros, pero sí tengo la peli "Cuentos de Terramar" (Goro Miyazaki, Estudio Ghibli). No sé si la habéis visto, pero os la recomiendo. Siempre he oído hablar muy bien de Terramar, así que al final tendré que leerla! Buen post!

Nosotros también tenemos reseñas de fantasía en http://booksymusic.blogspot.com.es/, así que animaros.

Romina dijo...

Me tardé en leer la entrada, pero por fin pude tomarme unos minutos.
Hace mucho leí la saga, por lo que no recuerdo mis sentimientos en ese momento, sí puedo decirte que es una historia que recuerdo con mucho cariño, a medida que vas avanzando se agregan personajes entrañables. Mi libro preferido es Teharu, pero Un mago de Terramar tiene un lugarcito especial, por Ged y su crecimiento. Recuerdo que lo leí porque lo compararon mucho con HP, por lo de la escuela de magia y las casas, pero yo no encontré que fuera gran cosa el parecido.
De a poco me parece bien, los libros no son "seguidos", o sea no es que uno empieza donde termina el otro, sino que algunos años después, en situaciones diferentes, por lo que está bien tomarse un tiempo entre uno y otro. ;-)

Shorby dijo...

Lo tengo en casa, en una edición muy chula que salió hace años.
A ver si me animo, que lo tengo muerto de risa =)

Besotes