lunes, 1 de diciembre de 2014

Reseña Ilusiones

DATOS

Título: Ilusiones.
Título Original: Illusions (2011).
Saga: Laurel (3/4).
Autor: Aprilynne Pike.
Editorial: Puck.
Precio: 16 €.
Género: Fantasía/Juvenil/Romántica.
Núm. Páginas: 347.
Continuación: de Hechizos.
Continuación: en Destined.




SINOPSIS
Un año atrás, Laurel le ha pedido a Tamani que la dejara libre. Desde entonces, no lo ha vuelto a ver. Ahora, su vida parece haber retornado a la normalidad, y Laurel está cada vez más segura de que ha hecho lo correcto escogiendo a David. Pero hay un enemigo oculto al acecho. Y Laurel debe, una vez más, pedirle a Tamani que la proteja y la guíe, puesto que el peligro que se cierne sobre el reino de hadas de Avalon amenaza con destruirlo para siempre. Con Ilusiones, Aprilynne Pike vuelve a ofrecernos la emocionante aventura de un hada desgarrada entre su amor por los humanos y su misión como protectora del mágico reino de Ávalon.



RESEÑA
Nos encontramos ante la tercera parte de la saga Laurel, cada vez más cerca del final de la historia.

La novela sigue estando narrada en tercera persona del pasado centrándose cada vez en un personaje según donde transcurra la acción, como sus predecesoras.

El título Ilusiones aparece cuando Tamani representa uno de los ejercicios que entrega el profesor a los alumnos para la clase de Discurso, donde dice "¿Buscas algo real en este mundo de ilusiones?". La portada en esta ocasión representa una flor amarilla; y consta de 36 capítulos.

Es libro se sitúa un año más tarde y volvemos a estar en Crescent City, viendo apenas Ávalon —que fue lo que hizo que la segunda parte, Hechizos, me gustara más—. El único elemento nuevo que vemos en el corto periodo que estamos en el mundo de los duendes y las hadas es el Palacio de Invierno, donde se encuentra las hadas más poderosas.

—¿Me estás diciendo que rompa con David? —Sólo pensarlo le daba miedo.
—No. En realidad, no. David me cae bien. Pero no conozco a Tamani, y es algo que creo que deberías arreglar. —Hizo una pausa y agarró a Laurel de la mano—. Sólo te digo que no deberías estar con David por los motivos equivocados, por nobles que sean. No le debes a nadie ser su novia. Es una elecciçon que decides renovar cada día.
laurel asintió muy despacio y luego hizo una pausa.
—Le quiero, mamá.
—Ya lo sé. Pero hay muchas formas distintas de amor.


Lo que es avanzar en la historia no avanzamos mucho. Simplemente suceden algunos pequeños acontecimientos que nos dejan todo listo para la última entrega. Me ha gustado ver como funcionan los escoltas —centinelas— de las hadas, así como descubrir quienes eran los Malignos, aunque éstos dan la sensación que solo aparecen nombrados para cumplir su papel y más tarde se olvidan de su existencia. 
También es interesante cuando Chelsea hace preguntas a Tamani sobre Ávalon, ya que es lo que cualquier humano haría si pudiera conocer más acerca el mundo de las hadas; de esta forma se nos narrará una versión distinta de la historia de Oberón y Titania, así como las leyendas de Camelot o algunos cuentos clásicos.
El estilo de la autora es sencillo, sin grandes pretensiones, haciendo que la lectura sea amena. Cuenta con algunos pequeños tópicos en lo que se refiere al triángulo amoroso, pero nada grave. En verdad, el mayor defecto que tiene la novela es lo primero que he comentado, que es un libro puente.

—Tiene un iPhone —dijo Laurel a David—. Mi duende centinela, que normalmente vive sin agua corriente, tiene un iPhone. Es genial. Todo el mundo tiene móvil excepto yo. Fantástico. —Sus padres seguían insistiendo en que los móviles eran para los adultos y los estudiantes universitarios. Se habían quedado atrapados en el pasado.
—Es esencial para la comunicación —replicó Tamani a la defensiva—. Debo admitir que los humanos van mucho más avanzados en términos de comunicación. Con esto, podemos mandar mensajes de forma instantánea. ¡Unos cuantos botones y puedo hablar con Shar! Es fantástico.
Laurel puso los ojos en blanco.
—Ya sé lo que puedes hacer con este aparato. —Hizo una pausa y, de repente, puso cara de pena—. ¿Shar también tiene uno?


Los personajes son uno de los puntos fuertes de la novela; la aparición de Yuki, una nueva alumna japonesa, tendrá un papel importante a lo largo de la historia, ya que no sabremos qué es en verdad hasta llegar a la última página.
Laurel sigue mejorando con los libros, siendo más "real"; Tamani se hace pasar por humano por lo que lo vemos en un papel diferente; David queda un poco fuera de lugar; y Chelsea se hace más cercana y se le toma mucho cariño.
Además, de estar cada vez más presentes algunos centinelas, como Aaron o Shar.

En conclusión, Ilusiones es una novela puente, entretenida y amena; pero que no aporta gran cosa. Con personajes que evolucionan y nuevas apariciones que sorprenden. Un libro para pasar el rato.



PERSONALMENTE



*Agradecimientos a la editorial por el ejemplar.

4 comentarios:

Bells dijo...

hola
leí su primera parte y me gustó mucho espero seguir los libros pronto
un beso

Aura dijo...

A ver si puedo hacerme con la saga :)

Un beso

Happiness life dijo...

Pues por ahora estos libros no me llaman mucho, pero gracia spor la reseña <3

Amy Plin dijo...

Aún tengo mis dudas sobre si empezar o no esta saga.
Gracias por la reseña.
Besos!