martes, 11 de junio de 2013

Reseña Cuatro Caminos hacia el Perdón

DATOS

Título: Cuatro Caminos hacia el Perdón.
Título Original: Four Ways to Forgiveness (1995).
Saga: Ciclo Hainish (7/8).
Autor: Ursula K. Le Guin.
Editorial: Minotauro.
Precio: 19,50 €.
Género: Ciencia Ficción.
Núm. Páginas: 304.
Continuación: de El Nombre del Mundo es Bosque.





SINOPSIS
En un mundo donde toda la población está dividida en «propietarios» y «activos»; donde tradición y liberación se entienden como términos contrapuestos, y las mujeres son esclavas de esclavos, la libertad toma muchas formas: compasión, conocimiento, amor, o coraje. Aunque parezca a veces algo pequeño, la libertad es la llave que abre las grandes puertas de la comprensión.

En esta colección de cuatro relatos, íntimamente vinculados entre sí, Ursula K. Le Guin regresa a los grandes temas de La mano izquierda de la oscuridad o Los desposeídos. Los planetas gemelos de Werel y Yeowe, en los extremos del universo albergan una sociedad compleja y perturbadora, en la que unos pocos e inolvidables personajes luchas por llegar a ser plenamente humanos.

En esos mundos remotos –que se parecen mucho al nuestro– no hay preguntas insignificantes ni tampoco respuestas fáciles.



RESEÑA
Después de leer buena parte de la bibliografía de Ursula K. Le Guin (y decir que con cada libro mejora), ya debería tener claro qué tipo de ciencia ficción escribe. A mí modo de ver, en lo referente a tecnología y adaptación humana es bastante blanda, no se centra nunca en explicaciones complicadas y todo lo que aparece en sus historias es el fondo del mundo (en este libro ni siquiera se hace mención al ansible). En cuanto al tema central, insiste con diferentes órdenes sociales y antropológicos, presentándonos dos mundos nuevos con costumbres e ideales que no aparecen en sus novelas anteriores.

Lo que marca la diferencia de este libro con los demás es el modo en que presenta estos mundos, tanto en estructura literaria, como las ideas que emplea para explicarnos las cosas que parecen rondar constantemente la mente de la autora, a grandes rasgos: esclavitud, machismo, relaciones sentimentales, sexuales y política.

La estructura del libro se basa en cuatro relatos, aunque a mí me han parecido más bien novelas cortas (los dos últimos relatos estaban divididos en capítulos, incluso), donde los tres últimos relatos se entrelazan y narran la historia de los planetas de Werel y Yeowe, avanzando y retrocediendo en el tiempo, hasta alcanzar el mismo final desde los puntos de vista de diferentes personajes. A mí modo de ver, el primer relato del libro es sustancialmente diferente a los demás. Para empezar no incide tanto en el orden de los mundos, menciona partidos políticos y datos que también aparecerán en los demás relatos, pero en este caso será algo casi casual y sin demasiada relevancia, mientras que lo importante es el día a día (no su pasado, no cómo llega a esa situación, no una situación especial) del personaje protagonista.

Los personajes, por cierto, son todo lo buenos que pueden ser de la mano de Le Guin, con personalidad y voz propia, no recuerdan a otros protagonistas y a menudo me he sentido identificada con sus reacciones, algo que Le Guin logra transmitir muy bien.

De hecho, no es lo único que transmite bien. En las páginas que transcurren los relatos, Le Guin te convence de todo lo que cuenta en ellas, de que los esclavos no son personas, que las mujeres son poco más que hembras en celo, y no sólo te crees que la clase dominante piense así, sino que comprendes (hasta dónde se puede comprender) que los esclavos también lo piensen.

En resumen, buenos personajes, buenas historias, una de ellas más familiar, las demás más grandes, todas con un trasfondo al que al principio logra acostumbrarse, que a veces odias y en el que en otras ocasiones ves sus cosas buenas. Me gusta que al final de libro, además de los relatos, se incluya un índice de pronunciación y un resumen de la historia de los dos planetas, con explicaciones sobre las clases sociales y todo lo necesario para acabar de comprender los pequeños detalles del libro.

Es un buen libro, apuesta segura para los que conozcan a Le Guin, probablemente no guste tanto a los que busquen un libro de aventuras al uso, pero ese no es el estilo de esta autora.



PERSONALMENTE



*Agradecimientos a la editorial por el ejemplar.

4 comentarios:

Mari dijo...

Sigue sin llamarme la atención a mí pesar -.-, pero gracias de todos modos es la primera reseña que leo sobre este libro.

Bels dijo...

El libro parece estar muy bien pero no termina de convencerme.
Gracias, un beso xxoo.

Jolan dijo...

Yo estoy ahora con "Las Doce Moradas del Viento", que me está gustando bastante, aunque ya tengo también en mis manos este "4 Caminos hacia el perdón".

Para los que no se animan con Le Guin: este no es, con seguridad, en mejor libro con el que iniciarse en la autora, pero no deberíais perderos sus sagas de Terramar u otros títulos más emblemáticos del Ekumen. En serio, son grandísimas obras.

Pablunchu dijo...

La verdad es que después de leer unos cuantos libros de la autora (no todos, pero tampoco unos pocos) creo que me quedo con dos cosas de ella:
-Por un lado es una escritora polifacética, tiene historias de todo tipo, no como otros, que parece que reescriban la misma obra una vez tras otra.
-Por otro, y a pesar de lo anterior, que parece que lleva toda la vida preocupada por los mismos temas, y es lo que plasma en cada uno de sus libros: esclavitud, diferencia entre sexos y demás, como tú has dicho.

Puede que no sea el libro de LeGuin que más me llame en este momento, pero sin duda caerá. Además, siempre se agradece que traigan algún libro de relatos, aunque solo sea de autores ya consagrados. Parece que hoy en día solo se puede escribir novela.

Gracias por la reseña!